La impresionante Catedral de San Patricio de Moscú



La impresionante Catedral de San Patricio de Moscú

La impresionante Catedral de San Patricio de Moscú

La impresionante Catedral de San Patricio de Moscú

Todo aquel que visite Moscú ya tiene una atracción en mente: la formidable Catedral de San Basilio. Las impresionante y alegórica iglesia ortodoxa cristiana se encuentra en el corazón de la ciudad, la Plaza Roja, junto a los muros del Kremlin. Construida por orden de Iván el Terrible, después de su victoria en la batalla de Kazhan, esta es probablemente la imagen más conocida de Rusia en el extranjero que ha hecho que se convierta en el símbolo de la ciudad de Moscú.

Sus cúpulas de colores que coronan pequeñas capillas, siendo una representación de la Ciudad de Dios revelado a San Juan el Divino. Con claras influencias bizantina Posnik Yakolev el proyecto se completó en 1561. Una de las leyendas más fuertes conectadas a San Basilio es que el zar encantado con el trabajo final, había cegado al arquitecto para que nunca pudiese construir algo similar. El hecho es que Yakolev tuvo varias obras, entre ellas la Catedral de Vladimir que se plantearon después de la policromática catedral de Moscú.

Hoy en día la Catedral de San Basilio recibe diariamente cientos y cientos de turistas de todo el mundo que quedan maravillados por la perfecta sincronización en el uso de los colores que se hace en ella. Tanto por fuera como por dentro son una obra de arte que maravillan a todo aquel que tiene la oportunidad de verla de cerca.



ESCRIBE UN COMENTARIO